El Canto de las Ballenas
humpback1
Científicos se encuentran en blanco ante la misteriosa modificación colectiva de los tonos en las canciones de las ballenas azules ¿qué nos querrán decir los animales más grandes del planeta azul? Posiblemente las ballenas también tengan un paradigma cultural, sensibles a la moda y a la evolución epigenética.

sanc0112El animal más grande del mundo ya no canta como antes lo hacía. Por alguna razón que mistifica a los científicos, las ballenas azules han modificado el tono de sus canciones.

Cada año las ballenas azules entonan sus misteriosas canciones con voces más profundas. Científicos del Scripps Institution of Oceanography y del Whale Acoustics llevan estudiando las canciones de las ballenas desde los 60 y han notado que la frecuencias tonales de las ballenas disminuyen unas pocas fracciones de hertz cada año. Esto es aún más asombroso dado que las poblaciones de ballenas y sus canciones difieren en cada océano y sin embargo la modificación es constante. O sea que pese a no haber una conexión física aparente, la modificación se transite a toda la especie, quizás a través de una resonancia mórfica.

La primera explicación sería que las ballenas han modificado sus cantos debido a la contaminación sónica del mar, pero si quisieran hacerse escuchar por encima del tecnoruido que anega el océano, elevarían el tono.

bluewhalesongs

 

      Otra explicación sería que las ballenas responden a la dinámica de cómo viaja el sonido al tiempo que los océanos se calientan, pero la variación en la temperatura y su efecto en la transmisión del sonido es demasiado pequeña para el nivel de variación en las canciones de las ballenas, el 31% desde los sesentas.

Podría ser que las ballenas han alterado el tono de sus canciones debido a que la población general de ballenas azules ha aumentado en los últimos años y al estar más cerca entre sí ya no necesitan cantar a frecuencias más altas para llegar a sus compañeras. Pero en poblaciones estudiadas en las que el ritmo de crecimiento se ha mantenido estable también se observa el cambio.

Otra teoría, quiza la más plausible, tendría que ver con que debido a que las ballenas azules más grandes y “viriles” producen canciones más profundas, de menor tono, otras ballenas más pequeñas han aprendido a imitarlas, siendo que las canciones al parecer están relacionadas con el proceso de selección de pareja (algo bizarramente similar a los hombres precipitándose al gimnasio a inflar sus músculos). Sólo los machos entre las ballenas azules cantan, mostrando un eco del amor cortés provenzal, donde la voz poética es la seducción del eterno femenino (la enorme princesa azul debajo del agua).

Hal Whitehead, biólogo marino de la Universidad de Dalhousie, cree que las canciones de las ballenas son una manifestación cultural.

“La posibilida más excitante es que se estén escuchando entre sí. Este es un fenómeno cultural mundial y es algo bastante cool”, dice Whitehead.

Quizá las ballenas, inevitablemente conectadas por una capa colectiva, también padecen la globalización. Algunos estudios demuestran que los cétaceos tienen un sentido de comunidad y una extraordinaria sensibilidad para percibir las emociones y las más mímimas inflexiones en el comportamiento de sus semejantes. (Se han encontrado en las ballenas grandes concentraciones de neuronas conocidas como “spindles” - a las que muchas veces se refiere como las neuronas que nos hacen humanos ya que están ligadas a funciones cognitivas como la conciencia, la compasión y la expresión lingüística- además estas células cerebrales evolucionaron en las ballenas hasta 15 millones de años antes que en los humanos. Así que si las ballenas son conscientes, lo son desde mucho tiempo antes que nosotros).

No sería imposible que las ballenas también perciban el “groove” del tiempo y sus canciones, su música, su forma de sentir el universo se adapta y refleja las corrientes del mundo que se transforma constantemente. De la misma forma que el hombre altera su cultura conforme a la moda y al mundo en el que vive.

En la novela “The Illuminatus Trilogy” de Robert Anton Wilson, una genial comedia psicodélica de proporciones épicas, un cétcaeo inteligente, Howard, se comunica con el tychoon de un submarino a través de un software que traduce el lenguaje cétaceo al humano. Entre sus converaciones el cétaceo es dado a intercalar improvisaciones poéticas, y le revela a Hagbard Céline que su especie cuenta con un enorme acervo cultural de poesía oral y leyendas, las cuales sirven como una memoria del mar, incluso recuerdan la civilización de la Atlantis con melífluas frecuencias (inflorescencias). Céline bromea que esto es así ya que los cétaceos no tienen manos para escribir; Howard aclara que su especie se dedica a contemplar y celebrar la belleza de la existencia atravesando el mar reverberante de canciones cifradas, sin necesidad de entablar empresas bélicas o grandes construcciones, sólo como espejo cósmicos del joie de vivre. Yo conjeturó que esta disparatada ficción podría extrañamente tocar fibras profundas en el significado de las canciones de las ballenas.

Otra razón posible que los científicos difícilmente investigarían es que posiblemente las canciones de las ballenas sean una especie de frecuencia armónica que produce un efecto en los campos electromagnéticos de la Tierra, tal vez una frecuencia de sanación o equilibrio. Hay que recordar que el sonido es una frecuencia energética capaz de alterar la composición molecular de la materia, y que todas las partículas atómicas están constantemente girando: una vibración cuidadosamente calibrada pordía incluso producir una mutación en el ADN de un organismo vivo. Los cétaceos podrían ser los guardianes del código planetario de la “perla azul”.

Mark Fischer ha transformado los cantos de ballenas en visuales a a partir de representaciones matemáticas que muestran que los cantos forman cristales y mandalas.

 


 

Mandalas en sus cantos

Los cantos de las ballenas y los delfines convertidos en imagen a través de una transformación matemática generan increíbles mandalas y diseños fractales, espejos marinos de la complejidad celeste

La complejidad y la belleza aural de los cantos de ballenas y delfines es estudiada por biólogos marinos en todo el mundo, compuesta por una variedad de sonidos y significados que han hecho a muchos investigadores teorizar que las ballenas tienen un lenguaje con una gramática particular y una estructura jerárquica en cierta forma similar a la sintaxis humana. Acaso un lenguaje de frecuencias que resuenan por la bóveda del mar como indescifrables y angelicales cantos que guardan los secretos planetarios.

Más allá del campo semántico de estos cantos, haciendo un puente de sinestesia matemática entre el sonido y la imagen, podemos apreciar que dentro de su lenguaje sonoro está el lenguaje fractal que permea el universo. Si podemos ver la espiral galáctica en la secuencia de Fibonacci, en las huellas digitales, en los sistemas meteorológicos o en un caracol, también es posible ver en el canto de las ballenas y los delfines parte de este código formal que unifica a todas las cosas del universo bajo una correspondencia geométrica. No sería exagerado decir que dentro de las frecuencias que emiten los cetáceos hay mandalas, montañas, galaxias y elementos aún imperceptibles que reflejan la armonía subyacente en la materia, el código ubicuo, nadando en el sonido.

Las imágenes aquí reunidas han sido generadas por el ingeniero Mark Fischer, utilizando una transformación matemática del sonido. Fischer trabajaba para la marina de Estados Unidos creando softwares de sónares para uso militar  pero cambió de profesión -sanamente- después de seguir epifánicamente a un grupo de ballenas azules para un proyecto de trabajo. Este ingeniero se dio cuenta que el método estándar de interpretar las canciones de ballenas usando espectrogramas de frecuencias agrupadas a lo largo del tiempo no proveía una representación precisa de la intrincada variedad de los cantos de las ballenas, por lo cual acudió a un campo de las matemáticas conocido como transformación de óndulas.

“Con las óndulas había una imagen que desplegaba una extraordinaria estructura. Algo estaba pasando con este sonido, aunque no estemos seguros exacatamente qué es”, dice Fischer.

Las imágenes generadas por los cantos de los cetáceos a más de uno podrán recordarle a los mandalas generados por la música y las palabras en cristales de agua, que grabó Masaru Emoto, los cuales han generado gran polémica.

 

Esta es la representación de un gemido de baja frecuencia de la canción de apareamiento de una ballena gris, con el eje corriendo en contra del reloj. Vórtice derretido en el firmamento y pistilo de quasar.

 


 

Canción de ballena minke blanco (o rorcual aliblanco):  ojo serpenteando en el hiperespacio. Esta imagen que no ha sido modificada artísticamente  fue  compuesta a partir de grabaciones realizadas en el Southwest Fisheries Science Center en La Jolla, California.

 


 

Otra canción de ballena de minke con una transformación de óndula distinta, altamente mandálica, con la seducción atlántida del cyan.

 


 

Esta imagen registra el sonido de un delfín del Atlántico (Stenella frontalis), entre filamentos y tonos luminosos tejiendo los pétalos de flores marinas.

 


 

Imagen del sonido de un delfín de pico blanco los chasquidos son representados por líneas rectas radiando hacia afuera y las líneas negras representan los silbidos, en menor volumen. Vale la pena notar que existe la teoría de que los delfines procesan las imágenes sonoras generadas por la ecolocación de una forma holográfica.

 


 

Vocalizaciones de la falsa ballena asesina, pseudoorca, grabadas cerca de Azores. Estos cetáceos, pese al nombre, en realidad están más relacionados a los delfines que a las ballenas.

 

Canto de ballena azul:

https://www.wired.com/images_blogs/wiredscience/2009/12/4xnzblue97.wav

 

Underwater Whale Sounds – Ambient Soundscape:

https://www.youtube.com/watch?v=HiZIlL3bLko

https://www.youtube.com/watch?v=savCAd6RyPI

 

Fuentes:

https://www.newscientist.com

Twitter del autor:@alepholo

http://pijamasurf.com

About

One thought on “El Canto de las Ballenas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>